Cuándo y por qué usar un display portátil en una feria

9 julio 2015|Otros|

Estamos acostumbrados en las ferias a ver grandes stands que acaparan toda la atención, con actividades y un gran tráfico de visitantes. Da la impresión de que esta es la única forma de asistir a una feria si se quieren conseguir resultados, cuando en realidad no es así. Una feria nos ofrece multitud de espacios, y hay ocasiones que reservar un espacio pequeño y montar un sencillo display portátil será la mejor opción:

Tu presupuesto es limitado

Es posible que el presupuesto del que dispones no te permita disponer de un gran espacio y hacer un stand imponente. Ante un presupuesto no muy amplio, los displays portátiles se muestran como una solución idónea, ya que no sólo cuestan menos, sino que podrás volver a utilizarlos en otros eventos, aprovechando así al máximo tu inversión.

Es tu primera feria

Habéis visto alguna feria que puede suponer una gran oportunidad, pero os falta la experiencia en la organización de un evento de estas características. En este caso será mejor empezar con un espacio pequeño, utilizando la experiencia de aprendizaje y sin comprometer una gran inversión.

Cuentas con un equipo pequeño

A mayor espacio, mayores son los recursos necesarios para administrarlo. Es por eso que si tu equipo es pequeño, será mejor tener un espacio acorde a tus posibilidades. Los displays portátiles son fáciles y rápidos de montar, y comprometen un espacio que puede ser administrado por 1 ó 2 personas. Es mejor generar menos contactos pero ofreciéndoles una buena atención.

Necesitas movilidad con poca previsión

Si tu empresa suele a enfrentarse a eventos con poco tiempo de planificación, una solución portátil puede ser la mejor opción. Fáciles de transportar y montar, requieren poco trabajo previo y menos planificación que otros sistemas, ya que simplemente tendrías que llevarlo contigo (existen sistemas, como Windscape, que pueden transportarse en una maleta de mano). Existen muchas soluciones además que permiten intercambiar gráficos, por lo que podrás adaptarte a todas las necesidades de tu empresa, teniendo en cuenta que necesitarías entre 1 y 2 semanas para diseñar y producir la nueva gráfica.

Pretendes reutilizar materiales en muchos eventos

Si durante el año tienes un extenso calendario de eventos, puede que una solución portátil sea la mejor opción. Además de su implícita facilidad para montarlos y transportarlos (que los hace idóneos si pretendes dar mucho uso a tu material), estas soluciones son fáciles de integrar en estructuras más grandes. Así, si dentro de tu calendario cuentas con espacios de tamaño muy variado, podrás aprovechar estos elementos portátiles para vestir, en distinta medida, cada uno de ellos.

Si te interesa el Marketing ferial, suscríbete aquí para no perderte ningún post. te avisaremos cuando publiquemos un nuevo artículo.

Deja un comentario